Tag Archive | "satelites Argentinos"

Estudiantes de Cipolletti diseñaron un satélite para detectar incendios

Tags:

Estudiantes de Cipolletti diseñaron un satélite para detectar incendios

Posted on 25 julio 2022 by hj

Los alumnos del Cet 30 participaron de una iniciativa que impulsa la Conae. El proyecto recibió una mención de honor. 

El CET 30 fue la única escuela pública que recibió una mención de honor. Foto: Flor Salto.

Un grupo de alumnos del Cet 30 de Cipolletti fue distinguido entre más de 900 estudiantes de la provincia. Hace unos días participaron en un proyecto de Cansat y la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (Conae) en el que tenían que diseñar un satélite.   

La docente del establecimiento, Mirta Urrutia explicó que el proyecto de Cansat fue una convocatoria en la que los estudiantes debían construir una carga útil, cuyo tamaño no supere al de una lata de gaseosa, y lanzarla en un cohete hasta una altitud aproximada de 300 metros. 

El proyecto denominado Misión Espacial Satelital Sur Init (Messi) fue creado por cuatro alumnos de cuarto y quinto año del Cet 30. Francisco Gonzalez, encargado de la programación de la estación terrestre; Luka Hugon, encargado de la programación del satélite; Tiziana Bouzon, encargada de la difusión y marketing, y Valentin Sario, encargado del diseño del proyecto.  

Su profesora explicó que «ellos vinieron con la inquietud y a partir de ahí comenzamos a trabajar. Ellos hicieron estudios, participaron de una capacitación de cinco clases para una nivelación a nivel nacional a través de un meet. Tuvieron dos misiones, una primaria para medir la temperatura, presión y humedad, otra secundaria en la que teníamos que crear un proyecto. Nosotros planteamos medir los rayos UV y tomar fotos de la biomasa para recuperar contenido y poder detectar zonas de incendio». 

Los alumnos denominaron a la misión RUV y expresaron que «la propuesta es de suma importancia porque vivimos en una zona en la que poseemos una gran cantidad de biomasa que serían las plantas, árboles y bosques que son propensos a incendiarse. Lo que logramos al medir los rayos es conocer la cantidad de biomasa que existe y qué tan propensa es esa zona».

El satélite no órbita, sino que se eleva hasta 300 metros y de ahí comienza su caída que será efectuada con un paracaídas. En el ascenso y descenso es cuando se realizan las mediciones de temperatura, presión, humedad y rayos UV, además se tomarán fotografías de la biomasa que serán trasmitidas desde la lata a la tierra. A partir de allí se realiza una telemetría de las mediciones, las imágenes de las fotografías se recuperan al recuperar el Cansat que posteriormente será analizado con un software libre. 

El proyecto recibió una mención de honor, pero no lograron seguir en la competencia. Ahora los estudiantes buscan dar a conocer la idea y lograr juntar fondos para poder ejecutarlo. 

«Esperamos que con esta difusión obtengamos el apoyo del ministerio de Educación y reconocimiento por parte de la gestión de intendencia local y así obtener apoyo para continuar con el proceso de desarrollo». Es necesario destacar que el Cet 30 fue la única escuela pública que recibió una mención de honor entre más de 900 participantes.  

Fuente : Rio Negro

Comments (0)

Estudiantes argentinos diseñaron un satélite, fueron elegidos por la NASA y quedaron entre los 10 mejores del mundo

Tags:

Estudiantes argentinos diseñaron un satélite, fueron elegidos por la NASA y quedaron entre los 10 mejores del mundo

Posted on 29 junio 2022 by hj

Alumnos de carreras de ingeniería, del Instituto Tecnológico Buenos Aires (ITBA), obtuvieron el noveno lugar entre cuarenta representantes de instituciones educativas de todo el planeta

Para llegar hasta esta instancia, los alumnos ya habían superado otra etapa donde fueron seleccionados entre más de 100 equipos (REUTERS/Joe Skipper/File Photo)

Un grupo de jóvenes argentinos logró posicionarse entre los 10 mejores equipos del mundo en una competencia internacional, auspiciada por la NASA, en la que tuvieron que diseñar, construir y lanzar su propio satélite. Los estudiantes de carreras de ingeniería, del Instituto Tecnológico Buenos Aires (ITBA), obtuvieron el noveno lugar entre cuarenta representantes de instituciones educativas de todo el planeta en el certamen “CanSat Competition” de la NASA y la empresa Lockheed Martin.

La división argentina fue integrada por María Candelaria Ruiz Casas (Ing. Electrónica), Franco Nicolás Estevez (Ing. Informática), Jorge Pedro Torres (Ing. Mecánica), Juan Bautista Valero (Ing. Mecánica), Malena Vásquez Currie (Ing. Informática), Manuel Luque Meijide (Ing. Informática), Matías Calamaro (Ing. Mecánica), Tamara Raquel Canillas (Ing. Química), Tomás Donadu (Bioingeniería) y Tomislav Marko Separovic (Ing. Mecánica).

Estamos muy contentos, ya que es el resultado de un proceso que comenzó hace dos años cuando quisimos participar por primera vez del concurso, donde, si bien llegamos a la final, por las condiciones epidemiológicas no pudimos viajar. En esta oportunidad, pudimos aprovechar esta experiencia al máximo y representar favorablemente al ITBA y la Argentina”, destacaron los chicos en diálogo con medios locales.

El concurso anual está abierto a equipos de universidades y colegios. Para participar, los mismos deben poder diseñar y construir un sistema de tipo espacial, siguiendo la guía de competencia aprobada

El jurado, que estaba compuesto por expertos de la industria, debía evaluarlos según un conjunto de criterios que se basaban principalmente en comprobar que su invención pudiera completar el vuelo de forma satisfactoria a 700 metros de altura, desplegando dos paracaídas independientes, y transmitiendo datos en vivo a una estación de control en tierra. Además, se debía desplegar un satélite secundario que grabara el descenso a velocidad controlada.

Según el detalle de la información presentada, la creación de los alumnos del ITBA consistió en una estructura rígida de varillas de fibra de carbono que soportaron los alojamientos para los sensores y actuadores tanto del módulo principal como del desplegable, que fueron impresos en 3D. Por otra parte, los componentes electrónicos como sensores de presión, temperatura, magnetómetros, entre otros, integraron el sistema de control encargado de regular el descenso, el despliegue de los paracaídas y estabilizar el giro del módulo desplegado, mientras enviaban la información recopilada por radio a una central de operaciones instalada en tierra.

Para llegar hasta esta instancia, los alumnos ya habían superado otra etapa donde fueron seleccionados entre más de 100 equipos. Gracias a esto tuvieron la posibilidad de viajar a Estados Unidos, a la Universidad Virginia Tech, para ser evaluados por profesionales.

La creación de los alumnos del ITBA consistió en una estructura rígida de varillas de fibra de carbono que soportaron los alojamientos para los sensores y actuadores tanto del módulo principal como del desplegable, que fueron impresos en 3D

La Sociedad Astronáutica Estadounidense (AAS) fue la encargada de organizar la competencia anual de diseño, construcción y lanzamiento para estudiantes sobre temas relacionados con el espacio. Si bien existen otros concursos similares para otros campos de la ingeniería, como robótica, aviones de radiocontrol, coches de carreras, etc, la mayoría de los certámenes relacionados con el espacio son concursos de diseño en papel. Si bien estos valen la pena, no brindan a los estudiantes la satisfacción de estar involucrados en el ciclo de vida de principio a fin de un proyecto de ingeniería complejo, desde el diseño conceptual, pasando por la integración y la prueba, la operación real del sistema y concluyendo con una evaluación posterior. Por lo tanto se realiza el resumen de la misión y debrief. La competencia satisface esa necesidad.

El concurso anual está abierto a equipos de universidades y colegios. Para participar, los mismos deben poder diseñar y construir un sistema de tipo espacial, siguiendo la guía de competencia aprobada, y luego hacerlo contra cada uno de los postulantes. Al final de dos semestres se determinan los ganadores. El reglamento establece que se proporcionan cohetes, pero los equipos son los responsables de financiar la construcción de su CanSat y de todos los gastos de viaje/alojamiento.

Fuente: Infobae

https://www.infobae.com/sociedad/2022/06/22/estudiantes-argentinos-disenaron-un-satelite-fueron-elegidos-por-la-nasa-y-quedaron-entre-los-10-mejores-del-mundo/

Comments (0)

parabola

Tags:

Saocom: el satélite argentino que solo Japón logró construir y que la NASA quiere, en órbita desde hoy

Posted on 31 agosto 2020 by hj

El satélite más grande y complejo jamás construido íntegramente en Argentina fue finalmente lanzado.

El cohete, un Falcon 9 Block 5 de la empresa SpaceX, perteneciente al multimillonario emprendedor Elon Musk, se lanzó este domingo pasado a las 23:21 locales en la Base Vandenberg en California, que administra la Fuerza Aérea de los Estados Unidos.

Unos 30 argentinos ultimaron los detalles del satélite en la base militar, mientras otros cientos lo hicieron desde nuestro país. Pero hay muchos otros ojos pendientes de este lanzamiento y del comienzo del trabajo concreto del primer satélite de radar argentino.

Esos ojos pertenecen a científicos, ingenieros y empresas de diversos países que no pueden creer que en Argentina se haya desarrollado esta capacidad tecnológica partiendo desde cero.

Su construcción real demandó cinco años, pero el proyecto data desde 1998.

El satélite, desnudo, mientras era ensamblado en Invap, Bariloche

Es tan impresionante el desarrollo argentino que basta saber cuántos países lograron este hito. Solo uno: Japón. La agencia espacial japonesa JAXA tiene en su haber dos satélites-radar en banda L, el Alos I y II que operan en forma plena y exitosa. Inclusive, la NASA está muy interesada hoy en tener este tipo de tecnología en el espacio y por eso se asoció a la India para construir una serie de satélites similares.

Las aplicaciones que tienen los aparatos japoneses y los beneficios que generan no paran de crecer, tanto en uso civil como militar (defensa). Ejemplos de su accionar indican que el satélite Alos detectó un posible deslave (desmoronamiento de tierra por acción del agua), lo que permitió evacuar a tiempo a los ciudadanos de una pequeña ciudad japonesa de montaña antes que el barro arrasara con las viviendas.

En tanto, el satélite Alos II monitorea el mar de Japón y la navegación china y norcoreana en aguas militarmente «calientes», anticipando la ubicación de distintos barcos de guerra, ya sea por su fotografía, como también por la estela que deja en el agua.

El mapeo que realizará el Saocom en su órbita terrestre

«Los japoneses se han sorprendido muchísimo con este proyecto argentino. Como cada misión satelital compleja, el aparato es sometido a muchas instancias de revisión y prueba por ingenieros argentinos y de otras agencias espaciales que participan como jurado pertenecientes a varias agencias espaciales de EEUU, Japón, Canadá y Europa. Ellos no podían creer que estuviéramos haciendo este complejo satélite desde cero, sin ningún know how previo. No había experiencia en Argentina en la construcción de un instrumento de radar polarimétrico, con una antena muy grande y mucha sensibilidad en sus integraciones», explicó a Infobae la investigadora principal de la Misión SAOCOM de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE), Laura Frulla.

«Solo Japón dispone de satélites con banda L que permiten estudiar la superficie terrestre en general. Las aplicaciones del aparato se adaptan a múltiples necesidades. Los científicos japoneses lograron conocer el instrumento radar argentino al detalle y quieren verlo funcionar ya», remarcó la doctora en Física egresada de la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA.

Más de 800 personas trabajaron durante 3 millones de horas para su construcción

Nicolás Renolfi, jefe del proyecto Saocom en Invap, la empresa que construyó el satélite, precisó a Infobae que el Saocom 1A es un satélite de órbita baja con fines científicos y llevará un radar de apertura sintética, que aportará imágenes en blanco y negro, con una resolución espacial de entre 10 y 100 metros, con diferentes ángulos de observación.

«La gran diferencia con las cámaras es que no necesita de la luz, la imagen podrá atravesar una tormenta e, incluso, penetrar el terreno en centímetros o metros, dependiendo de las características. Los objetivos principales son la medición de humedad desde el espacio y ayudar en emergencias», explicó.

Las imágenes podrán ser tomadas independientemente de las condiciones meteorológicas y de la hora del día, de distintas zonas de la Tierra, en tiempo real, y se podrán hacer en 3D.

El Saocom 1A es un satélite de órbita baja con fines científicos y llevará un radar de apertura sintética

«Fotos tomadas de una misma montaña en verano y en invierno con nieve permitirán saber el caudal de agua previsto. En el caso de las zonas inundadas, permitirá tener un detalle de cada región. Además tendrá aplicaciones de defensa, ya que puede monitorear en tiempo real el mar argentino y divisar por ejemplo si se está cometiendo una pesca ilegal», remarcó el ingeniero electrónico, que trabaja en Invap desde el año 2000.

«Este logro demuestra que en Argentina se puede, y que no hay que achicarse. Uno no sabe cómo lo va a hacer, pero sabe que lo puede hacer. Nosotros no sabíamos nada de radares. Y menos de colocar uno sobre un satélite», afirmó el experto.

Un satélite único

Enmarcado en el Plan Espacial Nacional, el SAOCOM 1A (Satélite Argentino de Observación con Microondas) fue desarrollado y construido por la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE) junto con empresas y organismos como INVAP, VENG y la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), con participación de unas 80 empresas de tecnología e instituciones del sistema científico-tecnológico del país y la colaboración de la Agencia Espacial Italiana (ASI).

Características técnicas del Saocom 1A

El proyecto se inició en 2008, dando comienzo a la construcción del satélite concretamente en 2013, en distintos puntos del país: Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Río Negro. Después de cinco años, un récord para la construcción de un satélite tan complejo como este, el aparato se encuentra en cuenta regresiva para su lanzamiento y puesta en órbita.

La misión SAOCOM llevará al espacio una compleja tecnología de observación de la Tierra. Se trata de un instrumento activo que consiste en un Radar de Apertura Sintética (SAR, por sus siglas en inglés), que trabaja en la porción de las microondas del espectro electromagnético, particularmente la banda L.

Tiene tres paneles solares y una plataforma de servicio de 4,7 m de altura por 1,2 m de lado. Observará el planeta de día y de noche, con lluvia o nubes y podrá trasmitir gracias a su antena radar de siete paneles.

El satélite, proyectado en la Conea y construido en Invap, servirá para observación de la Tierra

Una vez en el espacio, la antena radar del satélite emitirá hacia la Tierra pulsos en microondas que interactuarán con los elementos de la superficie. Esos pulsos volverán a la antena y brindarán información de los elementos que puedan encontrar en la Tierra (hielo, vegetación, suelo, agua, edificios, barcos, etc.). Allí el satélite recibirá esos pulsos y generará paquetes de datos que enviará al Centro de Control de la Misión, ubicado en Córdoba, Argentina.

El satélite, de 3 toneladas de peso, está específicamente diseñado para que pueda servir a la agricultura y a la hidrología, pero también, por ejemplo, permitirá la generación de modelos digitales de elevación del suelo, modelos hidrológicos, para generar pronósticos de inundaciones o sequías, entre otras muchas aplicaciones.

Se trata de un proyecto desarrollado en colaboración con la Agencia Espacial Italiana (ASI) e integra de manera operacional, junto con los satélites italianos COSMO-SkyMed, el SIASGE (Sistema Italo-Argentino de Satélites para Gestión de Emergencias).

La constelación de satélites argentinos e italianos

El SIASGE estará integrado por dos satélites SAOCOM 1A y 1B, provistos por la CONAE y cuatro satélites de la Constelación Italiana COSMO-SkyMed, de la ASI. Este conjunto de satélites permitirán obtener información certera y actualizada de incendios, inundaciones, erupciones, terremotos, avalanchas, derrumbes y deslaves.

Los seis satélites se encontrarán ubicados en órbitas polares a la misma altura, en distintos planos orbitales, de tal manera que el conjunto funcione como un instrumento con un enorme ancho de visión sobre la tierra. Esto permitirá un monitoreo en tiempo casi real, ya que se obtendrá actualización de la información cada 12 horas, especialmente necesario para el monitoreo y seguimiento de la evolución de catástrofes.

Las imágenes, unas 225 fotos por día, podrán ser tomadas independientemente de las condiciones meteorológicas y de la hora del día, de distintas zonas de la Tierra, en tiempo real, y se podrán hacer en 3D.

Uso civil y comercial

La utilidad de los satélites Saocom tienen un abanico de aplicaciones, tanto civiles como también comerciales. «La misión es parcialmente comercial. Es una situación espejo a los italianos Cosmo Skynet. Todo usuario que quiera la información para comercializarla, deberá pagarla. Pero quienes la quieran para uso acádémico, institucional o gubernamental, será gratuita. Para ello, deben previamente firmar una licencia de uso en el marco del convenio con Conae para que esos datos no terminen en manos privadas», comentó Frulla.

Las antenas de Conae en Falda del Cármen, en Córdoba, servirán para monitorear al satélite argentino

En el ámbito comercial, será de mucha utilidad para el productor agropecuario, por ejemplo. Frulla comentó las instancias que van desde el satélite al productor: una vez obtenidas las imágenes, se envían a la estación receptora que la Conae tiene en la localidad cordobesa de Falda del Carmen, donde son procesadas para generar distintos niveles de información que se convertirán en los insumos para las diferentes aplicaciones para la agricultura y la hidrología.

«Una vez procesadas, el productor va a poder ingresar a nuestra web desde su dispositivo (tablet, celular o notebook) y le suministrará al programa las características de su campo y las condiciones meteorológicas, y un software le va a devolver el reporte en forma de texto o gráficos con una estimación de rinde, o el contenido de humedad en el suelo, o la posibilidad de fertilizar de acuerdo a la situación que desee conocer», concluyó la especialista.

Fuente: Infobae

https://www.infobae.com/tendencias/innovacion/2018/10/07/saocom-el-satelite-argentino-que-solo-japon-logro-construir-y-que-la-nasa-quiere-en-orbita-desde-hoy/

Comments (0)

satelite

Tags: ,

Orgullo nacional: un nuevo satélite argentino rumbo al espacio

Posted on 21 febrero 2020 by hj

El Saocom 1B partirá este viernes de Bariloche  rumbo a Cabo Cañaveral par su lanzamiento, que será el 30 de marzo. 

Este viernes comenzará el traslado del nuevo satélite argentino Saocom 1B, que partirá desde la ciudad de Bariloche hasta FloridaEstados Unidos, donde el próximo 30 de marzo será lanzado hacia el espacio, en un nuevo hito para la producción local de satélites. Su puesta en órbita permitirá ayudar en la producción agrícola, a partir de su capacidad de medir la humedad de los suelos y obtener información meteorológica desde cualquier parte de la superficie terrestre, lo que permitiría prevenir potenciales inundaciones.

El satélite Saocom 1B fue desarrollado en las instalaciones que tiene Invap, una empresa argentina dedicada a varias áreas de desarrollo tecnológico, en San Carlos de Bariloche, desde donde iniciará su traslado a través de un convoy de camiones, que llevará 42 toneladas de equipamientos hacia el aeropuerto de esa ciudad, en donde se cargará todo al avión ucraniano Antonov AN 124, que fue el mismo que llevó los satélites también nacionales Saocom 1A y los Arsat 1 y 2.

Desde allí partirá este sábado a la medianoche, para luego hacer una parada en Chile para cargar combustible y emprender rumbo hacia las instalaciones de la empresa SpaceX en Cabo Cañaveral, lugar desde el cual será lanzado al espacio desde 620 kilómetros de altura.

El Saocom 1B, junto a su homónimo 1A lanzado en el año 2018, forman parte de la misión Saocom, que fueron desarrollados en un trabajo en conjunto de la empresa Invap, la Conae, la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), la firma VENG y el laboratorio GEMA de la Universidad Nacional de La Plata.

Al respecto, Laura Frulla, investigadora principal de la misión Saocom, destacó: “El desarrollo de toda la misión fue un desafío muy importante para la Argentina, porque no teníamos conocimientos previos sobre la tecnología para la construcción y puesta a punto de satélites de este tipo”.

Un satélite en función del cultivo

La información que brinde la misión Saocom permitirá hacer conocer a los productores cuál es el mejor momento de siembra, fertilización y riego, así como en cultivos como trigo, girasol, soja y maíz. Por otra parte, brindará un soporte en relación al uso de productos químicos para el control de enfermedades en cultivos, como la farariosis. Entre sus principales virtudes, cuentan con un foco que permite la generación de luz propia en el satélite.

Los datos se generan a partir de la demanda que generan las instituciones comprometidas con el proyecto, como el Instituto Nacional del Agua (INA) o la Conae. Además, el satélite generará sistemas tempranos para evitar inundaciones, así como trazar mapas en las zonas que pueden ser afectadas por el agua o del movimiento de glaciares, pendientes y alturas.

A su vez, servirá como centro de monitoreo sobre el Mar Argentino frente a la pesca ilegal, así como la detección del derramamiento de hidrocarburos en el mar.

Fuente: Cronica

https://www.cronica.com.ar/info-general/Orgullo-nacional-un-nuevo-satelite-argentino-rumbo-al-espacio–20200221-0003.html

Video Fuente: Infobae

Comments (0)

satelite 5

Tags:

Desarrollan en Cordoba un micro satélite de bajo costo

Posted on 16 abril 2016 by hj

µSAT-3 contará con dos cámaras fotográficas y posee un novedoso sistema de propulsión a partir de un motor de plasma, producido enteramente en el país. Su órbita permitirá capturar imágenes de un mismo lugar con una diferencia de cuatro días.

satelite3

satelite 5

Un grupo de ingenieros en computación, en aeronáutica, en electrónica y en mecánica desarrolla actualmente el µSAT-3, un micro satélite de bajo costo que realizará tareas de vigilancia y observación del territorio nacional.

El trabajo se realiza por pedido del Ministerio de Defensa de la Nación y es llevado adelante por el Centro de Investigaciones Aplicadas (CIA), dependiente de la Dirección General de Investigación y Desarrollo de la Fuerza Aérea Argentina.

La construcción del µSAT-3 comenzó hace cuatro años y sigue la línea iniciada en 1992 con el µSAT-1, bautizado con el nombre “Víctor”, que fue lanzado desde Rusia en 1996 y se mantuvo operativo durante tres años. Posteriormente le siguió el µSAT-2, que nunca llegó a ser puesto en órbita: en plena crisis de 2001, el proyecto fue discontinuado por falta de financiamiento. Actualmente, personal del CIA junto a un grupo de jóvenes ingenieros egresados de la Universidad Nacional de Córdoba avanza en las últimas etapas del µSAT-3.

Para ser catalogado como micro satélite, el aparato debe pesar entre 10 kg. y 60 kg. El µSAT-3 pesará 30 kg. y contará con dos cámaras fotográficas, una monocromática de cinco megapíxeles y otra de alta definición de 16 megapíxeles. Las imágenes obtenidas por esta última permitirán observar con una resolución de 10 metros por pixel. De esta forma, el aparato ayudará a ampliar la capacidad estratégica de vigilancia del territorio nacional.

Luis Murgio, codirector y supervisor de la parte electrónica del µSAT-3, lo detalla: “Nuestro país carece todavía de capacidad para poner un satélite en órbita por cuenta propia, por lo que se debe contratar a una empresa para que lo haga. Un lanzamiento sólo para nuestro satélite sería carísimo, muchos millones de dólares. Por eso, la opción es llevarlo como carga secundaria de un satélite principal, que se hace cargo del 80% del costo de lanzamiento (el resto se divide entre los tres o cuatro satélites que viajan como carga secundaria). Hoy el costo de lanzamiento para un satélite como el nuestro es de aproximadamente 30 mil dólares por kilogramo puesto en órbita”.

Otro de los adelantos del µSAT-3, en relación a su antecesor “Víctor”, radica en su capacidad de maniobra gracias a un control de actitud en tres ejes mediante ruedas de inercia y bobinas de reacción magnética. Esto le permitirá eventualmente integrarse a una constelación de satélites que pueden funcionar de manera sincronizada. Una vez en el espacio, el µSAT-3 estará a una altura de entre 600 y 750 kilómetros de la Tierra.

Se desplazará a una velocidad de 25.200 kilómetros por hora. La estación terrena, esto es, el sitio encargado de bajar la información tomada por el satélite y enviarle las órdenes específicas, estará dentro del predio del CIA y tendrá contacto por lo menos dos veces por día con el satélite, cuya vida útil está programada para diez años.

Un dato distintivo es que actualmente ningún satélite argentino tiene la capacidad de sacar fotografías con la calidad que aportará el µSAT-3.

Los plazos que manejan los ingenieros para concluir el proyecto µSAT-3 es de aproximadamente 18 meses. No obstante, este tiempo está supeditado a la disponibilidad de los fondos necesarios para su conclusión. A partir de ese momento, quedará la tarea de contratar un lanzador que lo ponga en órbita, para que una vez en el espacio pueda escribirse un nuevo capítulo en la rica historia aeroespacial argentina y cordobesa.

Fuente: El federal

http://elfederal.com.ar/nota/revista/28795/cordoba-desarrolla-un-micro-satelite-de-bajo-costo

Comments (0)

globo

Tags:

AMSAT ARGENTINA probará componentes satelitales a bordo de un globo

Posted on 15 febrero 2016 by hj

La entidad local de radioaficionados probará componentes desarrollados para su segundo satélite denominado LU Satellite Experimental (LUSEX).

globo

El lanzamiento se llevará a cabo el próximo 27 de febrero desde la ciudad de Pehuajó. Mediante este experimento AMSAT Argentina probará el funcionamiento de una antena dualbander para el transponder del futuro satélite.

Si los resultados de la prueba son satisfactorios el siguiente paso será llevarlos al espacio para ensayar dichos componentes en órbita terrestre a bordo del satélite ÑuSat-1 de la empresa Satellogic.

El Proyecto LUSEX

El LUSEX es un cubesat 1U (un cubo de 10 cm de lado y 1kg de peso) desarrollado con tecnología de última generación. Contará con paneles solares desplegables y un sistema de control autónomo de actitud basado en la utilización de magnetómetros, magnetorques y sensores ópticos con capacidad de operar en el campo de luz visible e infrarrojo.

satelite2

Representación del satélite LUSEX. Imagen: AMSAT Argentina.

La finalidad primaria del LUSEX será su utilización para realizar comunicaciones, mientras que cumplirá funciones secundarias como ser experimentación, uso educativo, y de apoyo a emergencias.

Fuente: Argentina en el Espacio

http://argentinaenelespacio.blogspot.com.ar/2016/02/amsat-argentina-probara-componentes_5.html#more

Comments (0)

Estimados amigos:
Este sitio no recibe apoyo privado ni estatal. Preferimos que sea así para poder publicar lo que consideramos "buenas noticias" sobre nuestro país de manera independiente. Si te gusta este sitio y querés colaborar para que sigamos online escaneá el código QR con la App de Mercado Pago.
Gracias por leernos y por tu colaboración!!


Las Malvinas fueron, son y serán argentinas!

Humor


Sendra | Sendra


01.gif


DANIEL PAZ & RUDY | Página 12

Daniel Paz & Rudy